Hoy no circula: ¡así queda!

Hoy no circula: ¡así queda!

Este año ha sido excepcional en lo que a la calidad del aire en la Ciudad de México principalmente, ya que ésta alcanzó niveles bastante elevados, lo que obligó a las autoridades a aplicar medidas emergentes como una forma de contrarrestar esta situación.

La restricción de la circulación de vehículos se hizo más estricta e incluso hubo días en que fue más severa, lo que se conoció como “doble Hoy no Circula”. Esto significó que alrededor de dos millones de unidades dejaran de transitar por las calles.

El próximo 30 de junio terminará esta regulación extraordinaria y a partir del 1 de julio regresa a su esquema original el programa Hoy no Circula, permitiendo que los vehículos con holograma 0 y 00 puedan circular todos los días.

También entrará en vigor la Norma Emergente de Verificación Vehicular, un esquema que busca mejorar los procedimientos para diagnosticar los niveles de emisiones que generan los vehículos.

Una de los principales cambios está en el uso del Sistema de Diagnóstico a Bordo (OBD, por sus siglas en inglés), tecnología que fue implementada en la industria automotriz desde hace diez años.

Esta revisión se aplicará a las unidades catalogadas como año modelo 2006 y posteriores, con un peso bruto vehicular mayor a 400 kilogramos y hasta 3,857 kilogramos. Si hubiera algún vehículo que no contara con los conectores correspondientes o por no tener debidamente soportados, disponibles o habilitados los monitores requeridos, se les podrá realizar de manera excepcional, una Prueba Dinámica.

Otro de los cambios es la exención de la verificación vehicular a los modelos 2016 que utilicen gas natural o gasolina hasta por cuatro años a partir de su adquisición.

En el caso de los vehículos año modelo 2005 y anteriores, que hayan sido identificados por su fabricante como operable en el dinamómetro, estarán sujetos al Método de Prueba Dinámica.

Para las unidades que usen un combustible diferente a diesel; sean de años modelo anterior a 2006 y que hayan sido identificados por su fabricante como inoperables en el dinamómetro, se utilizará el Método de Prueba Estática.

Como una forma de garantizar el cumplimiento de esta norma, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), será la encargada de inspeccionar los verificentros.

Los estados donde se aplicará esta nueva regulación son: los de México, Hidalgo, Morelos, Puebla, Tlaxcala y la Ciudad de México teniendo una vigencia de seis meses con la posibilidad de extenderse hasta un año.

Durante este lapso, las autoridades trabajarán en su mejora para posteriormente convertirla en una Norma Oficial Mexicana que se aplique en todo el territorio nacional.