CORVETTE: STINGRAY 2020 CON EL PRIMER MOTOR CENTRAL

CORVETTE: STINGRAY 2020 CON EL PRIMER MOTOR CENTRAL

Chevrolet presenta el nuevo Stingray 2020, el primer Chevrolet Corvette de motor central de producción en la historia de la marca. Siendo la suma de todo lo anterior a él, Stingray 2020 se reinventó para ofrecer a los clientes nuevos niveles de desempeño, tecnología, detalles artesanales y lujo.  El tradicional vehículo con motor frontal alcanzó sus propios límites de desempeño, requiriendo un nuevo diseño.

El nuevo diseño con motor central le otorga a Stingray 2020:

Mejor distribución de peso, aprovechando el sesgo de peso trasero para mejorar el rendimiento
en línea recta y dentro de la pista.

Mejor respuesta y sensación de control gracias a la posición del conductor más cercana al eje
frontal, casi encima de los neumáticos delanteros.

El tiempo más rápido de 0 a 60 mph que cualquier otro Corvette de la historia – menos de 3
segundos con el paquete Performance Z51.

Una vista similar a la de un auto de carreras gracias a un bajo nivel de cofre, panel de instrumentos y volante. Excelente visión hacia adelante tanto para conductor y pasajero.

Mejoras en las fortalezas de utilidad tradicionales de Corvette, con doble cajuela para un total de 12.6 pies cúbicos de volumen de carga, ideal para equipaje o dos equipos de golf.

2020 Chevrolet Corvette Stingray

En el exterior tiene una expresión agresiva y futurista con las exóticas proporciones del motor central, pero sigue siendo inconfundiblemente un Chevrolet Corvette. Su delgada, musculosa y atlética forma convergen con una sensación de movimiento y potencia desde cada ángulo. La nueva ubicación del motor es verdaderamente el punto focal del diseño de este vehículo. Es el corazón de esta nueva generación de Chevrolet Corvette y destaca como una joya visible a través de una gran vitrina. 

Aspectos de diseño adicionales:

Faros de bajo perfil diseñados alrededor de nuevos proyectores.

Las manijas de puertas, cofre y ventanas no interfieren con el esculpido diseño.

Largas tomas de aire para enfriamiento del motor y desempeño aerodinámico.

La forma del Pilar A comunica velocidad y asiste en la visibilidad.

Gran ventanilla posterior con 7 tomas de aire, mostrando el motor.

Salidas de escape cuádruples ubicadas en los extremos exteriores del vehículo.

Luces traseras led dobles con señales de giro animadas.

2020 Chevrolet Corvette Stingray

Mejoras en el interior:

Cabina que no sólo se ha extendido 16.5 pulgadas hacia el frente, sino que envuelve al conductor transmitiendo su gran desempeño y temática aeronáutica.

Controles de clima verticales y ventilas ultradelgadas que minimizan la altura del panel de
instrumentos, creando un interior bajo y espacioso.

Nuevo volante cuadrado de dos brazos con diámetro pequeño que permite una vista despejada
del tablero reconfigurable de 12”.


Tres opciones de asientos:

GT1 – con un estilo deportivo que enfatiza el confort mientras otorga un buen soporte para
situaciones de conducción de alto rendimiento. Con interiores de piel Mulán, soporte lumbar
bidireccional opcional y ajuste de ala.

GT2 – una primicia para Chevrolet Corvette, estos asientos tienen un diseño inspirado en carreras con confort para viajes largos gracias al uso de espuma de doble densidad. Incluyen bordes de fibra de carbono, insertos de piel de Napa, refuerzos de piel Mulán, respaldo pintado en negro, soporte lumbar bidireccional y ajuste de ala, con ventilación y calefacción.

Competition Sport – diseñados para conductores enfocados en pista, estos asientos incluyen refuerzos agresivos, superficie de asiento Napa y bordes de fibra de carbono en las cabeceras, calefacción y ventilación, junto con un nuevo y duradero paquete textil inspirado en chalecos Kevlar.

La estructura de Chevrolet Corvette está construida alrededor de su columna vertebral: el túnel central. Esto permite una estructura ligera y rígida que sirve como la base para que el sistema de suspensión se desempeñe de forma óptima. Al eliminar las partes no deseadas de la carrocería del vehículo, los clientes de Chevrolet Corvette experimentarán un desempeño con capacidades de agarre lateral sobresalientes.

 El enfoque dominante de túnel ofrece muchas ventajas, que incluyen:

Rigidez torsional mejorada con una sensación sólida y conectada tanto en carretera como en pista. 

Entrada y salida del vehículo excepcionales para un vehículo con motor central. A diferencia de algunos competidores, no son necesarios paneles oscilantes de gran tamaño para soportar pesos estructurales y de carga, lo que facilita la entrada y salida del vehículo.

Excelente estabilidad debido a un bajo centro de gravedad y un manejo excepcional.

Preservación del panel de techo desmontable estándar de Corvette, que se puede guardar fácilmente en la cajuela.

Un compartimiento de almacenamiento frontal con capacidad para un equipaje de mano y una
bolsa para laptop.


Disponibilidad para configurar el volante a la izquierda o la derecha, por primera vez para Corvette.

 
Revestimiento inteligente con mayor confort en la cabina, que incluye una pulgada adicional de desplazamiento del asiento hacia atrás y casi el doble de ángulo de reclinación.

2020 Chevrolet Corvette Stingray


Manejo divertido: fundamental en el ADN de Corvette

Corvette Stingray está diseñado para brindar una comodidad superior en la carretera y un manejo equilibrado en pista. La nueva posición del asiento coloca el centro de gravedad del automóvil cerca de la cadera del conductor al interior, por lo que el automóvil gira literalmente sobre el eje del conductor. Esto cambia por completo la percepción de manejo y la capacidad de respuesta del vehículo.

Otras mejoras de manejo incluyen:

El radio de giro mejoró de 16.25:1 a 15.7:1.


Nuevos frenos eBoost que son más precisos y ajustables.


La primera aplicación de la llanta de desempeño para todas las temporadas de Michelin en un
vehículo deportivo, que puede girar a casi 1G.

Suspensión delantera elevada que aumenta la distancia del suelo aproximadamente 40 mm en la defensa delantera en 2.8 segundos, protegiendo contra golpes, baches, caminos empinados y otras alteraciones en la carretera. Puede operar a velocidades de hasta 24 mph (38.6 km/h) y puede programarse para funcionar automáticamente a través de GPS, así como guardar hasta 1,000 ubicaciones.


“Launch control” asistido por la distribución de peso en la parte trasera, permitiendo que el nuevo Stingray arranque más rápido que cualquier Corvette en la historia.


Splitter delantero y alerón trasero abierto de dos piezas que se suman a una carga aerodinámica combinada de 400 libras (181 kg) al tiempo que mejoran el control en las curvas.


Magnetic Ride Control 4.0 disponible, que lee mejor el camino, proporciona datos más precisos a través de acelerómetros montados en la suspensión. Su electrónica mejorada responde más rápido y sin problemas a las órdenes del conductor y contribuye a una calidad de conducción líder en su clase.


Gestión de tracción de desempeño disponible.

La planta de poder es el motor Chevrolet V8 LT2 6.2L de bloque pequeño de última generación, el único V8 naturalmente aspirado en el segmento. Entregará 495 caballos de fuerza (369 kW) y 470 lb-pie (637 Nm) de torque cuando esté equipado con escape de alto rendimiento: es la mayor potencia y torque anunciados para Corvette.

Un cambio de otro tipo.

El LT2 de última generación está acoplado a la primera transmisión de doble embrague de ocho velocidades de Chevrolet, que brinda cambios increíblemente rápidos y una excelente transferencia de potencia. Esta transmisión tiene un diseño único con TREMEC para brindar lo mejor de ambos mundos: la sensación enérgica y directa de una transmisión manual y la comodidad de manejo superior de una automática. La función de desembrague con doble paleta incluso permite al conductor desconectar el embrague sosteniendo ambas paletas para un control más manual. Las paletas de cambio permiten a los conductores elegir una velocidad específica. Los algoritmos de cambio de desempeño están tan centrados en el conductor, que pueden sentir cuándo estás conduciendo enérgicamente independientemente del modo de manejo y mantendrán cambios bajos durante más tiempo para una mayor respuesta del acelerador.

Chevrolet Corvette Stingray 2020 se beneficia de la nueva plataforma digital de vehículos de GM, una arquitectura electrónica completamente nueva que permite la adopción de la próxima generación de tecnologías de la compañía. La arquitectura minimiza el cableado al tiempo que permite una transmisión más rápida de la señal entre diferentes sistemas de vehículos y pantallas de mayor resolución. La plataforma permite mejoras continuas para los vehículos a través de actualizaciones “Over the Air” y medidas de ciberseguridad mejoradas.

2020 Chevrolet Corvette Stingray

Las nuevas características eléctricas incluyen:

Alerta de llenado del neumático que advierte al conductor cuando el neumático alcanza la presión máxima.

Dos nuevos sistemas de audio Bose: un sistema premium estándar de 10 bocinas y un sistema
disponible Bose Performance System de 14 bocinas. Las rejillas de los altavoces están integradas en el borde inferior de la puerta para una apariencia refinada que también ayuda a proteger contra el daño causado por el calzado.

El sistema pionero en la industria Performance Data Recorder, herramienta avanzada de análisis de conducción actualizada con cámara de alta definición y una nueva interfaz de usuario dentro del vehículo. Los clientes pueden grabar tanto circuitos como caminos punto a punto. El Performance Data Recorder se puede configurar para que se grabe automáticamente como una dash cam que comienza una grabación cada vez que el vehículo esté avanzando, o se configura para que sólo se inicie cuando el vehículo esté en modo Valet.

Chevrolet Corvette Stingray 2020 iniciará producción en la Planta de Ensamble de Bowling Green de GM a fines de 2019. Más información sobre precios y equipamiento se compartirán en una fecha más cercana a su lanzamiento en México durante el segundo trimestre de 2020.